La unión hace la fuerza

Este diciembre el Perú tendrá que afrontar la fase oral sobre el diferendo marítimo con Chile ante la Haya, momento clave que requiere unión y dirección del país entero hacia un mismo propósito; sin embargo, nos sobran hechos que fraccionan nuestra política interna.

En un artículo muy bien estructurado del sitio web lamula.pe  – importante destacar- el periodista detalla el trabajo de inteligencia que está realizando en conjunto el gobierno chileno para afrontar este problema de índole nacional. Mientras aquí se vive un escenario sobre una riña interminable de todos contra todos, dividido por dos bandos políticos (la izquierda y la derecha) que además se encuentran desmembrados, en Chile, los poderes se unen, están trabajando por  una meta común, obedeciendo a una sola cabeza que observa y analiza todo sigilosamente: la Agencia Nacional de Inteligencia (ANI), es el ente encargado que hasta hoy se ha valido de nuestra polarización para proporcionar las mejores decisiones al Estado chileno.

Lo ha dicho Nicolás Lynch, ex diplomático peruano en Argentina: “se está haciendo una campaña en contra de la izquierda peruana”, y es que su salida de la embajada por recibir a un grupo del MOVADEF en Argentina, la sanción impuesta al acérrimo izquierdista Javier Diez Canseco y el invocado referéndum a Susana Villarán, son hechos que hacen sospechar una coalición en contra de la Izquierda por el triunfo que tuvo en los últimos comicios municipales y presidenciales.

Otro punto que divide al país es el polémico pedido de indulto al ex mandatario Alberto Fujimori, es ahí donde la ANI, advirtió una oportunidad para disgregar aún más nuestro alicaído gobierno y consiguió persuadir a la Corte Suprema chilena, para que amplíe un libro más de extradición en contra del ex presidente, ‘Diarios Chicha’, un proceso que encenderá a los embravecidos bandos nuevamente. Un frente dividido es más fácil de derrotar y eso muy bien lo sabe Chile.

En estas condiciones Perú llegará a la siguiente fase, con la sociedad dividida en dos, a puertas de un juicio que concentrará la atención de todo el país y de un referéndum para revocar a la alcaldesa de la capital. Como caricaturizado en un partido de fútbol Perú-Chile, donde los convocados son aliancistas y universitarios que en su disputa por tener la pelota no logran concretar el gol. De esta manera Chile, perspicaz y anticipado siempre, prepara el escenario perfecto para defender su postura en la audiencia de diciembre ante la Haya.

Anuncios